Fotos de Londres: niebla en el Támesis

La niebla es una imagen típica de Londres, y transforma lugares que conocemos en algo nuevo y misterioso. En estas fotos junto al Támesis puedes ver algunos de los lugares más famosos de Londres envuletos en la niebla.

DSC_5647

La niebla es muy común en Londres, pero es difícil de ver. A menudo cae a altas horas de la noche y se levanta con las primeras luces del día. De hecho mucha gente te dirá que en Londres no hay niebla. El día que tomé estas fotos en la oficina había gente que ni la había visto.

DSC_5648

Pero si estás cerca del río, la niebla es algo cotidiano. Empieza en el río y poco a poco se va adueñando de las partes bajas de la ciudad y todo el curso del río hacia el Oeste con un manto gris y silencioso. Por la mañana la niebla se desvanece. Si te levantas tarde te la pierdes. Si vives lejos del río ni siquiera existe.

DSC_5676

Pero a veces, como en estas fotos, la niebla es realmente intensa y dura hasta las horas en que Londres se despierta y la gente se va a trabajar.

DSC_5661

En este caso pude irme hasta el Southbank, un lugar que conozco bien, pero con la niebla parecía distinto. El London Eye, El Big Ben, Westminster Bridge, Waterloo Bridge, había desaparecido. No se podía ver ni al otro lado del río. A medida que vas andando en ese silencio gris pierdes la noción del espacio, y de repente aparecen el London Eye, Waterloo Bridge, Westminster Bridge, el Big Ben, y casi te sorprende que estén ahí.

DSC_5677

Voy a dejarte con estos momentos de niebla matinal, con la gente lentamente yendo a trabajar, y sobretodo con ese silencio denso, gris, misterioso y absolutamente fantástico. Por más días que pasen, Londres nunca deja de sorprender.

DSC_5673

DSC_5653

DSC_5663

DSC_5660

DSC_5706

DSC_5658

DSC_5698

DSC_5667

El Big Ben ya tiene nombre

Popularmente, la torre del reloj del Parlamento en Londres se conoce como “Big Ben”. Pero ese no es su nombre. De hecho la torre que es mundialmente reconocida como el símbolo de Londres no tiene nombre. Hasta ahora, porque en honor a la reina será llamada “Elisabeth’s Tower”.

Big Ben - Elisabeth Tower

En 1834 un tremendo incendio originado en un montón de documentos viejos acabó con el Palacio de Westminster. Sólo se salvó el Westminster Hall. Eso dejó el Parlamento inglés sin hogar, porque se celebraba en una iglesia del palacio. A pesar de que el rey ofreció el Palacio de Buckingham como nueva sede del Parlamento el Primer Ministro sugirió quedarse en el mismo lugar, construyendo un nuevo edificio.

Se organizó un concurso con la condición que el diseño estuviera anclado en la tradición. La propuesta ganadora fue un diseño neogótico, similar a la arquitectura de la vecina Abadia de Westminster.

La pieza más importante del edificio y puerta principal iba a ser una torre de 98 metros de altura llamada “Torre del Rey”, y que más tarde fue llamada “Torre de Victoria”, en honor a la reina Victoria.

4-SG1S1822

SG1S9883

El arquitecto creó otra torre de 96 metros en una esquina del edificio cercana al puente de Westminster para colocar un reloj. La torre albergaba, además de los mecanismos del reloj, una gran campana destinada a anunciar con sus campanadas la hora a los londinenses de Westminster y alrededores. La campana fue llamada “Big Ben”. Como la torre no tenia nombre rápidamente la gente empezó a referirse a ella por el nombre de la campana, y por eso hoy la torre del reloj en el edificio del Parlamento se conoce (erróneamente) por Big Ben.

SG1S9854

Lo que el arquitecto no se esperaba es que esta segunda torre, mucho más modesta, que ni siquiera tenía un nombre, se haría mucho más popular entre los londinenses que la Torre de Victoria, la que para él era la pieza más majestuosa del edificio. Es que a los ingleses eso de la ostentación no les va demasiado. La humilde torre del reloj iba más con su personalidad.

3-SG1S3141

Durante los años este apego emocional al popular “Big Ben” creció cuando sus campanadas sonaban en directo por la BBC antes de las noticias y luego en el servicio internacional de la BBC. De hecho, aunque las campanadas se silenciaron durante la Primera Guerra Mundial, durante la Segunda Guerra mundial siguieron tocando como símbolo de la resistencia.

1-061222-028

Tan importante es la torre que se ha convertido en el símbolo principal para describir Londres en todo el mundo, y una de las imágenes más reconocibles.

SG1S9780

Pues resulta que ese símbolo con tantísima historia no tiene nombre. Este año, como parte del fervor monárquico por el Diamond Jubilee, la celebración de los 60 años de la reina en el trono, el Parlamento ha aprobado una propuesta para ponerle un nombre oficial a la torre del reloj: “Elisabeth Tower”, “Torre de Isabel.

Elisabeth, Victoria Towers

A partir de ahora Isabel y Victoria, los dos monarcas cuyo reinado ha superado los 60 años son también los nombres de las dos torres sobre el Parlamento. Los republicanos ingleses ya tienen otra forma de desafío al orden establecido: seguir llamándole Big Ben.

Los cambios de nombre no son cosa fácil, especialmente cunado los nombres que sustituyen son populares. ¿Te parece buena idea el abandonar el “Big Ben”?