Disturbios en Londres

Seguro que a estas horas ya te has enterado de lo que está ocurriendo en Londres. Es preocupante por el dinero que le va a costar a mucha gente, pero que nadie se preocupe. El Sistema está a salvo. Estos disturbios són la confirmación que el capitalismo ha ganado la partida. ¡Alegrémonos!

Ayer me pillé los dedos con el tema de los disturbios. VioletCCI me mandó el Twit “Menuda hay montada en Tottenham y Hackney”, a lo que yo contesté “Sólo fuegos artificiales de cuatro indeseables. En un par de días la cosa se acaba”. A esto @ngarea repondió “Los del bloque de edificios que han quemado en Croydon también estarán contentos con los fuegos artificiales”.

Los costes van a ser inmensos para muchos, y al llamarlos “fuegos artificiales” podría parecer que yo intentaba decir que los fuegos no eran importantes. Nada más lejos de mi intención.

A nivel individual las pérdidas van a ser catastróficas, pero a nivel general de la ciudad y el país, esto realmente muestra que estos indeseables no son ninguna amenaza para el Sistema.

El problema parece ser grupos de jóvenes. Están hartos de ser unos Don Nadie, de ver a los periodistas, a los políticos, a los ricos y famosos y darse cuenta que ellos son meros espectadores desde sus bolsas de pobreza. Así que viendo los disturbios en Tottenham se han dado cuenta de la fuerza que tiene el grupo y amparados en el anonimato han salido a la calle a demostrar que ellos tienen mucho poder, más poder que nadie, si se unen.

Estos jóvenes desencantados no tienen nada, así que no tienen nada que perder. Son el combinado más peligroso para cualquier Sistema establecido, el germen de la Revolución.

Pero si analizamos los vídeos, los informes periodísticos, Twitter, Facebook nos damos cuenta que todos los disturbios se han producido en calles con tiendas (a excepción de Hackney). Esto no son manifestaciones contra los recortes presupuestarios como hace unas semanas ni brotes racistas como hace un par de años en Birmingham. Esta gente no están iniciando una revolución, porque no tienen ninguna ideología. De hecho la revolución es lo que menos quieren. Ellos son consumistas convencidos, hasta el punto que el no poder tener todo eso que sale en la tele les hace infelices, genera odio contra los ricos y se lanzan a la calle a destruir lo que tienen los ricos y agenciarse un par de zapatillas deportivas y una computadora.

Claro, eso es consumismo del peor caso. Son tan estúpidos que no se dan cuenta de que si crean terror nadie va a producir esos bienes que tanto anhelan. Pero no son revolucionarios. Son carne de cañón. La semana que viene, cuando todo esto haya terminado estarán sentados en el sofá listos para seguir absorbiendo los mensajes consumistas, siendo “la masa” que toda Sociedad capitalista necesita para manipular por el bien del Sistema.

Esos que montan manifestaciones contra los recortes presupuestarios, los que piden más gasto en cultura, más gasto en educación, esos son los peligrosos.

26 pensamientos en “Disturbios en Londres

  1. “Estos jóvenes desencantados no tienen nada”… hmm… tienen Blackberrys que cuestan más que una familia africana gasta en comida por año…

    • No tienen nada de lo que les gustaría tener, lo que ven que tiene la gente que sale en la tele: un iPhone, una novia con tetas de plástico, un Aston Martin, una casa con jardín en Milton Keynes, unas vacaciones en Florida, un trabajo en un rascacielos, etc. Es decir, dinero. No lo tienen, y nunca lo tendrán.

      Si no fuera por los disturbios serían el prototipo de ciudadano ideal, pues no votan y nunca lo harán.

  2. Si te digo la verdad, si no llega a ser porque mis padres me lo comentaron ayer al haberlo visto en las noticias de España, esta que está aquí ni se entera, porque el barrio donde estoy viviendo es muy tranquilo y aquí estamos haciendo vida normal.

    Pero aún así de lo que sí que no me he enterado aún, es de “por qué”, qué ha desencadenado esto? Cuál es el motivo? Qué razón piensan que tienen?

    Queman establecimientos, rompen cristales, roban… En el periódico que he pillao hoy en el metro he visto que al parecer están empezando a emprenderla con las casas…

    Y vuelvo a decir: por qué?

    De lo que tú has escrito, deduzco que es la envidia y la impotencia por no poder tener lo que quieren tener para ser felices (o se supone que necesitan para ser felices)… Pero aún así sigo sin entender, hasta que punto ha de estar mal de la cabeza una persona para quemar, romper, destrozar… Para llegar al extremo de llevarse por delante la vida del que se le cruce si es necesario.

    Tanto han degenarado… Tanto hemos degenerado las personas como para disfrutar destruyendo y haciendo daño a los que no nos quieren ningún mal? A los que nisiquiera nos conocen? A aquellos que no nos han visto en la vida?

    A mi no me cabe en la cabeza esta desfachatez, este destruir por destruir… Y lo peor de todo es que estoy convencida de que si a esas personas (si es que se les puede llamar personas) les preguntara ¿por qué? Se encogerían de hombros y no sabrían responderme…

    Yo solo espero que nos despertemos y que todo esto haya sido un sueño, porque aunque mi tierra será siempre aquella en la que nací, desgracias como estas se sienten propias, y más, cuando vives a una hora de ellas.

    • Hay que decir que son una minoría, y al parecer muchos de ellos forman parte de bandas callejeras. La reacción popular ha sido tan clara que demuestra que son un pequeño grupo. Afortunadamente la Sociedad británica no está tan enferma.

      • Lo de que son una minoría, eso por descontado. Ya se ha podido ver como la gente ha ayudado a la detención de los problemáticos facilitando fotos y toda la información podible. Además de que se han volcado en la limpieza de las calles. Pero por desgracia, muchas veces, lo que una pequeña minoría hace, causa mucho más daño del que se puede siquiera llegar a pensar…

        Por suerte, ya se están tomando cartas en el asunto y la cosa está bastante más tranquila.

  3. Aquí en Chile estamos “los peligrosos” luchando por una educación pública, gratuita y de calidad. Pero también nos llegan noticias de Londres y me sorprende ahora que entiendo el porqué, que algunos vean una relación entre ambas manifestaciones.

    • Ya he leído sobre los disturbios en Chile. Pero que nadie cometa el error de relacionarlos con los de Londres. Aquí nadie pide cultura para todos ni reducción de cuotas. Y lo que hacen no es manifestarse sino romper cristales de tiendas, robar y quemarlas. Nada que ver. Que quede muy claro.

  4. El detonante ha sido la muerte de un joven de color por disparos de la policía. Sin embargo, el fondo de la cuestión es el que comenta Sirventés. Muy triste, la verdad. Esta mañana oía a uno de los “rebeldes” comentando que le daba igual que detuvieran a no sé cuantos al día, que iba a seguir haciendo lo que estaba haciendo hasta el final. Porque sí.
    La olla a presión que crea la falsa necesidad del consumismo al final revienta, de una u otra manera. Esperemos que no surja lo mismo en más países “ricos”. La clave está en hacer entender que enriquecerse significa crecer como persona y no sumar en cifras o cachibaches, en valores perecederos. Claro está, que eso sólo es factible partiendo de que las necesidades básicas y de dignidad de todo ciudadano están cubiertas. Esa debería ser la principal responsabilidad del gobierno y no la de controlar a las masas para sacarles el máximo jugo.
    PD: Libro recibido!! Está genial! Muchas gracias por la dedicatoria!

    • Efectivamente, los primeros disturbios en Tottenham empezaron como una manifestación tranquila por la muerte de un joven. Luego se volvió violenta, y luego otras zonas de Londres imitaron la violencia, no su razón inicial.
      La clave como dices tu es la educación. Quizás todo esto venga, una vez más, por el fracaso sucesivo de tantos gobiernos en UK por mejorar la educación.

  5. No me gusta. No estoy de acuerdo con ese desprecio y esa idea de que son “la masa pasiva y mantenedora” del sistema capitalista y de la sociedad de consumo. No es nada justo y me parece de un arrogante por parte de quien haya escrito esto que es injustificable. No puede haber más falta de empatía y más “nosotros los buenos y ellos los malos” en este texto. Y eso que en buena medida a mi tampoco me gustan nada estos estallidos de violencia aparentemente gratuita. Pero eso es lo que vendrá aquí, por parte de los mismos que estamos sentaditos en las plazas haciendo asambleas y pacifismo si la cosa no cuaja. Seremos los mismos los de la palabra y los de la piedra, como allí o en la balieue de París hace unos años, la mayoría serán garrulos, pero que sean marginales no quiere decir que sean tontos y durante la educación en institutos depauperados nadie te habla con tanta franqueza, como lo hacen ahora los medios, de la marginalidad de tu situación, sinó de cuánto depende de ti el tener un buen futuro, de tu formación, de tu esfuerzo y de aprovechar la igualdad de oportunidades que se te brinda. Algo falaz y que no ves hasta que no estás fuera del infierno en el que te metieron. Lo digo por experiencia. Por eso, ser crítico sí, pero no así, para nada }:-(

    • Marçal, no cometas el error de comparar a los Indignados con los desalmados que han sembrado el terror en las calles inglesas. Los Indignados tienen un mensaje muy claro y están haciendo grandes esfuerzos por mantener una protesta pacífica, a pesar de las muchas provocaciones. Los ingleses fueron directamente a las tiendas.
      Como decía Japogo, y tu comentas, quizás el problema real es la educación y la falta de oportunidades. Quizás. Pero ellos no son los mismos que los centenares de miles que se echaron a la calle para protestar por los recortes del gobierno hace unas semanas. No son tampoco los de UKUncut que apoyan medidas de acción directa para hacer que los ricos paguen sus impuestos.
      Y por supuesto, no son los millones que viven en condiciones precarias en UK, el país con mayor desigualdad de Europa y uno de los principales en el mundo. Esos garrulos que tu dices, esos marginales, están hoy en la calle limpiando y ayudando a sus conciudadanos a arreglar los desperfectos. Esos marginales salieron ayer a la calle a hacer frente a los que roban y saquean. No nos confundamos. Los que crearon los disturbios son una minoría que no tiene más ideales que poseer la basura que la TV les muestra.
      Lo único que puedo decir en su favor es que probablemente son víctimas del Sistema. Pero ellos no salieron a la calle para luchar contra él.

      PS: por favor comprende que la publicación de los comentarios pendientes la hago manualmente, y últimamente estoy muy ocupado, razón por la cual he dejado los comentarios algo abandonados. Con tu permiso, no voy a publicar tu segundo comentario en el que te quejabas de mi retraso (a no ser que pidas que lo publique).

      • Sirivientes, primero de todo, gracias por aclararme lo de las publicaciones de comentarios. Siento mi ansiedad cibernética :-/

        Creo, sin saber todavía de primera mano qué se cuece, que el motor de ambas cuestiones es el mismo. Se ha hablado mucho de si somos o no somos perroflautas quienes participamos en este movimiento de hartazgo general que es el 15M. Yo opino que sí los somos, también. Eso es, es tan transversal el desasosiego en toda la sociedad que afecta a unos y a otros, cada uno con sus posibilidades y sus códigos expresivos, pero al fin y al cabo con un sólo mensaje bastante contundente. Yo, como sabrás adivinar, no participo de según qué códigos de destrucción gratuita, pero sí entiendo que hay mucho de catarsis colectiva en todo esto (algo que lo hace más poética que político, afortunadamente) y catarsis lleva también a ese tipo de actos execrables (en eso estoy totalmente de acuerdo, por supuesto). Pero cuando hacemos el análisis de ello creo desafortunado trazar límites firmes entre ambos acontecimientos. A la espera de saber más de todo esto no me arriesgaría a calificar/clasificar tan rápido las cosas.

        Un saludo y gracias de nuevo por dejarme participar de la charla en este tu espacio. :-)

        • Creo que si es una reacción, es sólo al hecho de que esta gente no tiene acceso a todo lo que le vende la TV, y han decidido tomarlo. También quiero destacar los millones que tampoco lo tienen y sin embargo no se entregaron al vandalismo y el saqueo.

  6. Lamentables los disturbios en Londres, pero concuerdo contigo, no fue mas que “berrinche” de gentuza que no tiene nada productivo que hacer y buscan llamar la atención. Un ejemplo de ello, las chicas que “se jactan” de los hechos diciendo que con esto demuestran a los ricos y a la policia que ellos pueden hacer lo que quieran.

    Tenía tiempo sin visitar el blog. Pero como siempre es muy interesante y gratificante leerte.

    ¡Saludos !

  7. Sí, hay un problema social de fondo: los disturbios empezaron en zonas deprimidas. Pero veo clarísimo que los “rioters” lo único que reivindican es el derecho fundamental de tener una tele de plasma en casa.

    Han ido a saquear las tiendas de aparatos electrónicos, de ropa deportiva, joyerías y… Oh, también a por el Mothercare.

    Ha quedado claro que muy listos no son porque ni si quiera son conscientes de que destrozar su propia comunidad es hundir a gente que tiene sus mismos problemas.

    Causar perdidas a las grandes cadenas supone que a la larga no se arriesguen a abrir negocios en el área o que cierren las tiendas que tienen y que se pierdan empleos cosa que en estas zonas no se pueden permitir (he leído que Lewisham, por ejemplo, es la zona de todo el Reino Unido con el mayor número de desempleados entre los 16 y 24 años de todo el Reino Unido).

    Y quemar pequeños negocios y casas vecinas no tiene perdón de Dios.

    Como decía un tweet por ahí, el problema es que han atracado el Curry’s pero han dejado los Waterstones intactos.

    • Lo que es más evidente es que no tenían ningún interés en reivindicar nada, porque si no no hubieran atacado a sus propios vecinos como tu dices. Triste que no tengan ni la idea más básica de respeto. Problema de los padres, del sistema educativo, del gobierno?

  8. Muy interesante. Creo que a todos nos ha dejado un poco en fuera de juego toda esta película. Las imágenes y las declaraciones de la gente de la calle, lo que más me ha impactado.
    Jóvenes y no tan jóvenes, diría yo.
    Saludos.

  9. Lo he vivido de cerca. Y es la primera vez en todo este tiempo que he estado viviendo en Londres en que he pasado miedo sólo por ver a un grupo de chavales parados enfrente de mí. En otras circunstancias ni me hubiera percatado del grupillo ése, pero ése día, el martes pasado conduciendo cerca de Welling, donde más tarde también hubo disturbios, al parar el coche en el semáforo del cruce junto a los chavales, por un momento sentí la tensión del peligro…, enfín, enfín.
    De todas maneras, y aunque esté de acuerdo con la mayoría de lo que dices en tu artículo, las cosas son, está claro, mucho más complejas de lo que aparentan, es una situación a la que se ha llegado de una manera caótica y, de hecho, impredecible (la prueba está en que nadie se lo esperaba).
    Quizás otro de los muchos cambios que vamos a presenciar en estos momentos tan interesantes de nuestra historia que estamos viviendo. Aunque en esta ocasión preferiría no estar en la primera fila…

  10. La culpa es de un estado poco protector y poco educador. La culpa está también en los padres que no saben o no quieren hacer llegar a sus hijos los valores básicos de un ciudadano en una sociedad democrática.

    Y el sistema educativo no puede hacer nada más que ir con la corriente.

    Cuantos profesores son amenazados o incluso pegados por los mismos padres de los alumnos por cuestiones disciplinarias sencillisimas de entender?

    Esos niños no pueden convertirse en adultos “normales”.

    Hoy el consumismo se ha vuelto una enfermedad, en los más jóvenes esta haciendo estragos, y los que no pueden tienen frustración, ira, y explota así. Pero los que tienen dinero para satisfacer su hiperconsumismo tampoco estan libres de sufrir ansiedad por culpa por ejemplo de haberse comprado el ipad justo antes de que sacaran el ipad 2… y eso también es un problema que no será visible mientras tenga dinero para seguir la espiral… una drogadicción pura y dura, no?

    Yo he visto imagenes y he sentido miedo también, y eso que estaba en mi sofa tranquilita. De hecho la tele no paraba de repetir ciertas imagenes y yo cambiaba de canal, dada mi situación todo esto me estresa bastante.

    A la gentuza que saquea, quema o mata, mano dura no: lo siguiente.

    A los demás que estais allí mucho ánimo y cuidaros .

  11. Yo he vivido en Londres 20 años y es una ciudad muy contradictoria hay muchos ricos y una gran pobreza la mayoría de los barrios parecen del TERCER MUNDO !!!!! (como turista solo ves el centro que es muy bonito)
    http://www.thisislondon.co.uk/standard/article-23932411-london-dominates-child-poverty-map-of-england.do
    Según las estadísticas el 60% de niños son pobres (pobres de moral no de comida o casa) y por su entorno de vida no van a terminar ni el EGB ( que son todos estos delincuentes, que han armado los disturbios en Londres y sus padres han vivido del gobierno toda la vida, nunca han trabajo) Pero porque hay tanta pobreza moral? Porque hay millones de familias viviendo del gobierno cuando el trabajo siempre ha sobrado en Londres?
    La triste realidad es que si tú trabajas en Londres vives en una mísera habitación… y pagar el metro para ir a trabajar es un pastón.

    En Londres el alquiler y comprar una casa es inaccesible para la gran mayoría y la única forma es teniendo HIJOS y no trabajar siempre y cuando seas Británico o vivas legal en el país, el gobierno tiene la obligación de darte una casa o en su defecto porque no tienen más casas para dar pagarte el alquiler y un poco de dinero para vivir, nunca en su vida trabajan porque si lo hacen viven PEOR o IGUAL, porque no tienen estudios y solo pueden acceder a un mísero trabajo y un mísero sueldo y vivir en un cuchimitrín de habitación, (como viven los emigrantes que trabajan) el problema que a este carro se han subido muchos, y a una generación detrás de otra viviendo de esta forma, las chicas de clase baja se quedan embarazas muy jóvenes para que les den una vivienda y beneficios, y después se dan cuenta que son muy infelices, no pueden con la responsabilidad, el novio se larga y ellas buscan a otro hombre y tienen otro hijo con la expectativa de que este se quede con ellas a vivir para siempre, pero esto nunca ocurre se pasan el día en casa sin hacer nada, PELEANDOSE BEBIENDO Y FUMANDO tienen una vida mísera y vuelve a ocurrir los mismo el nuevo novio se larga…. algunas pueden llegar a tener hasta 8 niños de diferente padre!!! Mas niños mas beneficio y una casa más grande, estos niños son el futuro de Londres no van a llegar a nada por los padres que han tenido, (normalmente madre y muchos padrastos) no van al colegio y se pasan el día haciendo gamberradas…. y jodiendo a los demás.

    Solo los POBRES o los RICOS pueden tener hijos en Londres
    Ahora hay un crisis mundial el gobierno no tiene más dinero y está recortando las ayudas y a obligarlos a trabajar… Es un poco tarde ellos vienen de generaciones viviendo como parásitos y la delincuencia va a subir antes robaban para obtener el Iphone , deportivas caras etc…. pero en un futuro próximo robarán para vivir.
    EL GOBIERNO TIENE LA CULPA DE ESTOS DISTURBIOS
    – POR DEJAR ENTRAR UNA INMIGRACIÓN MASIVA AL PAÍS PARA QUE TRABAJEN POR UN MISERO SUELDO Y LOS BRITÁNICOS DE CLASE BAJA VIVAN DE LAS TASAS DEL CONTRIBUYENTE.
    – ESTO HA CREADO UNA DEMANDA ENORME DE ALQUILER DE HABITACIONES Y LOS PRECIOS SON EXCESIVOS POR UN CUCHIMITRIN DE HABITACIÓN COMPARTIENDO UNA COCINA Y BAÑO TERCERMUNDISTA
    – POR SEQUIR PAGANDO BENEFICIOS SIN CONDICIONES Y NO OBLIGARLES A TRABAJAR, ESTUDIAR O APRENDER UNA PROFESION PARA QUE MEJOREN SU NIVEL DE VIDA.
    -POR DEJARLES TENER TODOS LOS HIJOS QUE QUIERAN Y DARLES MAS DINERO Y CASA MAS GRANDE
    – POR NO HACERLES RESPONSABLES DE SUS HIJOS CUANDO ESTOS HACEN GAMBERRADAS OR NO VAN AL COLEGIO….

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *